Deportes

Líbero y memorioso: cincuentenario del primer torneo aurinegro

ESCRITO POR FABIÁN BARDA EN BOLA 8

El de 1968 no será el primer torneo que Ferroviario gane en su historia casi centenaria, aunque sí será la primera vuelta olímpica de la era de la Liga Dorreguense de fútbol surgida en 1962.

Sabemos que la institución fundada por Gregorio Juárroz es, después de Progreso de El Perdido, la más antigua del distrito y que, en su historia futbolística, participó de todos los intentos de organización de la Liga desde los años 20 hasta la constitución definitiva en el ’62, que jugó en la Liga del Sur la Copa España (años ’30), luego de haber intentado la afiliación a la misma y que junto a Independiente, Rivadavia de Aparicio, Oriente Fútbol Club y El Quequén protagonizó temporadas épicas en la Liga de Tres Arroyos cuando esta fue bautizada como “La Colombia Chica”.

Hasta el ’68, Ferroviario, el Club más viejo de la ciudad, no había gritado campeón como sí lo había hecho el más viejo del distrito Progreso de El Perdido, en el primer torneo organizado por la Liga, o como su eterno rival, Independiente que se sumó la élite campeona con tres torneos consecutivos 1963,1964 y 1965.

Inmediatamente vino la irrupción de Costa de Gil que se llevó la copa del ’66 y el Atlético Monte Hermoso lo hará un año después.

Obviamente, faltaba el aurinegro a diferencia de su eterno rival venía con pergaminos importantes en la etapa tresarroyense de nuestro fútbol ya que “los del pueblo nuevo” lograron el ascenso en 1960 y el Torneo Preparación en 1961.

Ya con un recorrido interesante desde 1962 será el séptimo torneo de la era liguista.

Con la Dirección Técnica de G. Di Marco integraron ese Ferroviario: Néstor Fernández, Lara, Néstor López, “Pochocho” Di Croce, Crespi, Omar Palomar, “Tito” Chiaradía, “Tito” Lizarrondo, Oscar Bermúdez, “Peto” Boumtempo, Oscar Jure, “Bochita” Castiglione, Gorordo, “Quito” Brussa y Maldonado, .

Un plantel, ampliamente mayoritario, “MADE IN FERROVIARIO”, se podrían considerar fóraneos o refuerzos el arquero Crespi y Oscar Bermúdez, este último, había sido canjeado a Independiente por “El Gaucho” Jorge Onorato.

El Partido de la consagración lo jugó contra Oriente Fútbol Club, en el “Félix Giancaterino”, el árbitro fue el bahiense Francisco Goroso asistido en las líneas por Aldo Sensini y Alberto Tappatá.

Ferroviario venció 4 a 1 al Oriente, Oscar Jure a los 22 del primer tiempo y 38’ del segundo, Oscar Bermúdez a los 43 de la etapa complementaria y Ramón Eduardo Boutempo a los 45’, cuando comenzaba el tiempo adicional, marcaron para el ganador. El gol de Oriente lo señaló una de las figuras más importantes de la historia del fútbol local y regional, “Rulo” Grande.

Todavía, en algún rincón “sagrado” de su casa, “Tito” Lizarrondo atesora la pelota de la final que le arrebató al árbitro Goroso como el trofeo más preciado de su vida.

El viaje desde Oriente, la recibida en la ciudad, el paso del campeón por el centro y la noche del festejo son las escenas memorables de una película con una final feliz.

No podía ser de otra manera, Ferroviario por su historia debía entrar en el selecto grupo de los campeones y, en 1968, lo hizo.
Como decimos siempre, te pueden decir ex futbolista pero nunca dejar de decirte Campeón.

Salud Campeones!!!!

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar