Ecos de la memoria: El Monumento y los Monumentos

Compartir
El instante preciso en que se descubre el Monumento a Dorrego

POR FABIÁN BARDA

Pasaron casi 39 años desde aquel 9 de julio de 1916 cuando se coloca y bendice la piedra fundamental, en la plaza principal de nuestra ciudad, del futuro Monumento al Coronel Manuel Dorrego, un proyecto impulsado durante la Intendencia de Antonio B. Costa y que se hará realidad el sábado 23 de abril de 1955 cuando ocupaba el “sillón de Raúl Sánchez”, Guillermo Aiub.
La historia del Monumento y los monumentos tiene sus bemoles ya que al momento de la compra del ubicado en el corazón del pueblo también fueron adquiridos una serie de piezas de menor porte que fueron colocadas en plazas y plazoletas del distrito. La historia cuenta que fue el historiador Gabriel del Mazo quien asesoró a Aiub. En esas jornadas además de la estatua del mártir de Navarro fueron inauguradas las plazoletas Alem, Moreno, Sarmiento y fue colocado el busto que recuerda a Rivadavia en la plaza de El Perdido. El propio Ingeniero del Mazo ante la reticencia del Intendente de homenajear a un controvertido personaje como Rivadavia aseguran que dijo: “Llévelo nomás y póngalo en algún pueblito”. Fue una compra al por mayor.
No debe escapar a nuestra atención el hecho de que los actos de desarrollaron cinco meses antes de la caída del Peronismo y del propio gobierno de Aiub. Se especuló sobre la posibilidad de que Carlos Vicente Oloé, gobernador de la provincia, asistiese a los actos, esas propias especulaciones incluyeron el análisis sobre la gran popularidad del Intendente local y del “mote” de bastión radical que había alcanzado Dorrego en los años más exitosos del movimiento creado por el General Perón en el país, situación esta que opacaría la figura del mandatario provincial. El mismísimo General dijo presente con un afectuoso telegrama dirigido al “Turco” Aiub felicitándolo por la iniciativa y por la fiesta preparada por la comunidad en un día que la propia administración de Aloé, mediante decreto fechado en la entonces ciudad Eva Perón (La Plata), declaró feriado.
La comunidad se organizó mediante una comisión que presidió Antonio Tort e integraron Leonardo Imperatricce, José Antonio del Río, José A. Rodríguez Massagué, Argentino Cutrín, José Nomdedeu, Cayetano Tumini, Gregorio Themtham, Gregorio Ibarguren, Francisco Errazquín, Héctor Taján, Pedro Testani, Francisco Irastorza y José Pinnell. También se formó una comisión de damas integrada por Zulema R. de Aiub; Elvira G. de Fuertes, Blanca A. de Costa, Anda D. de Reta, María M. de Rodríguez, Alicia V. de Santagada, Elba de Inés de Taján, Teresa S. de Loydi, Araceli S. de De Inés, Señora de Dora, Señora de Archenti, Lidia Pascual y Zulma Taján.
Los actos abarcaron dos jornadas, sábado y domingo, incluyeron, en la primer jornada, la conferencia del Dr. Ricardo Fuertes sobre “Dorrego, el federalista”, el acto protocolar del descubrimiento del monumento con palabras alusivas del presidente de la Comisión Antonio Tort, del enviado del gobierno provincial, el jefe de policía Coronel de la Huerta y del Intendente Guillermo Aiub. En la segunda jornada hubo bailes tradicionales en la plaza.
Se enterró un cofre que, 38 años después (festejos del Centenario de la Ciudad), se desenterró y hoy está en el Museo Regional “Dr. Carlos César Funes Deriuel”, allí vecinos y autoridades habían introducido recuerdos, cartas, testimonios para que, alguna vez, en el tiempo volvieran a cobrar vida para rememorar momentos de la historia del pueblo.
La iniciativa no estuvo exenta de críticas y demoras. Estás ultimas las motorizó el Conservadurismo ya que durante los trece años de su fraudulento predominio no hizo nada al respecto. La deuda comenzó a saldarse en 1950 cuando la Plaza pasa a denominarse “Manuel Dorrego”. La crítica en ese abril de 1952 se basaba en la posición del líder federal sobre el pedestal ya que para algunos estar de espaldas al Club Social era una ofensa para lo más granado de la sociedad. Los íntimos de Aiub decían que “El Turco” aseguraba que miraba a la futura Municipalidad que sería construida en la “Placita de Ejercicios Físicos”, proyecto este que motorizó el Dr. Ricardo Fuertes cuando ocupó el ministerio de Economía en tiempos del gobernador Anselmo Marini y que, durante la Dictadura de la “Revolución Argentina”, habilitó Jorge Brussa en su primer comisionatura.

FUENTE: ECOS DE MI CIUDAD

2 comentarios en “Ecos de la memoria: El Monumento y los Monumentos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.