La historia de la semana: el brazo ejecutor del asesinato en el Senado de la Nación fue policía en Dorrego


POR FABIÁN ENZO BARDA

(CON AUDIO) – La encomiable lucha del Senador por Santa Fe, Lisandro de la Torre en las jornadas parlamentarias de julio de 1935, tuvo un trágico final ya que en la jornada del día 23, las balas que iban destinadas a acallar a tan brillante tribuno terminaron con la esperanza del senador electo, Enzo Bordabehere.

El autor material fue Ramón Valdez Cora, un ex comisario cuyo último destino había sido Vicente López, donde bajo el amparo del poder político conservador que gobernaba la argentina y la provincia de Buenos Aires en la década del 1930, manejó la “seguridad” de ese distrito con comprobados actos de corrupción que lo vinculaban con el juego clandestino, la trata de personas, el fraude electoral y el apriete a político opositores.

En los días del debate de las carnes, Valdez Cora era un matón a sueldo al servicio del ministro de Agricultura Luis Duhau.

A los 42 años, fue preso por el asesinato del Bordabehere, fue condenado a 20 años de prisión, pero quedó en libertad en 1953 por “buena conducta”. Los instigadores y responsables directos del crimen, como correspondía a gente de su “alcurnia y prestigio”, gozaron de la más absoluta impunidad judicial y gozan de cierta impunidad histórica.

El vínculo con nuestro pago es que Ramón Valdéz Cora antes de sus andadas por el naciente gran Buenos Aires, revistó en la comisaría de Coronel Dorrego.

EL AUDIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.